Síguenos en: Facebook Twitter Linkedin Youtube GPlus

La Gaceta de los Negocios

Xavier F. Vidal, Jefe de Redacción

EDITORIAL

Toda empresa persigue obtener beneficios, y la manera de conseguirlo es aumentando su competitividad y su productividad, mejorando los procesos de negocio, optimizando recursos y minimizando gastos. Decirlo parece fácil, pero hacerlo, y de forma efectiva, no lo es tanto. Es por ello que cada vez más empresas deciden contratar los servicios especializados de otras empresas, ya sea para ser asesorados en la gestión de su negocio y el uso de las tecnologías o bien para externalizar algunas de las actividades. Hay que alinear estrategias, procesos y recursos para aumentar la competitividad empresarial para jugar entre los mejores equipos en el mercado global, y la consultoría, la tecnología y el outsourcing tienen mucho que aportar en este sentido.
    El asesoramiento a una empresa en la gestión de un negocio o en la dirección estratégica, en la formación y en la dirección de personas, están a la orden del día, con técnicas y procesos en renovación continua, muchas veces con tendencias provinentes del mundo anglosajón, y con constante innovación en lo referido a utilizar y valorizar también algo ya imprescindible: lo intangible. El liderazgo, el desarrollo directivo, la gestión de equipos, su implicación y motivación...en definitiva, la experiencia en el cómo dirigir. Muchas veces los problemas de competitividad de una empresa recaen en cómo la dirección gestiona la compañía, y es por ello que animamos a focalizar la atención de muchas empresas en la importancia que tiene la formación. “Las consultoras deben convertirse en el socio estratégico que permitan hacer que la estrategia dictada desde la dirección se haga realidad”. “La formación en la empresa debe difundir la innovación, marcar tendencias y apoyar los procesos de transformación y desarrollo de personas”.“Las prioridades de la formación son la gestión del talento estratégico y la gestión del cambio”. No son frases nuestras, son las conclusiones del estudio sobre situación y tendencias en la formación en las grandes empresas españolas realizado hace un par de años por el Círculo de Consultoras de Formación, y que desde aquí suscribimos por su actual vigencia y necesidad.
    Asimismo tienen un fundamento estratégico las Nuevas Tecnologías, ya que también las consultoras en este campo tienen como fin último la maximización de la rentabilidad de una empresa a la que asesoran.  La estrategia de la implantación de las Tecnologías de la Información  se construye desde la base de un análisis global y clarificador de los procesos de negocio, afectando a la gestión del cambio, en la política comercial, el marketing, etc. La competitividad de una empresa tiene tres pilares fundamentales que dependen de la propia gestión de la empresa, como son la innovación, la productividad (mejora de procesos de negocios) y la gestión de clientes: La informática es clave para estos tres ejes básicos.
    Decíamos al principio que una manera de aumentar la competitividad empresarial era escuchar voces ajenas que asesoraran en la dirección del negocio, en la política de recursos humanos, en la formación de personas, en el uso de las herramientas que nos brinda la tecnología...y no deja de ser una decisión estratégica el externalizar algunas actividades. Hay que aprovechar las oportunidades que nos brinda el outsourcing, que en cierto sentido es una innovación en los procesos y cuya finalidad es reducir costes e incluso riesgos. Confiar ciertas actividades a otras empresas puede propiciar un tejido empresarial muy activo y dinámico, aprovechando la tendencia existente hacia la especialización y la preeminencia del sector servicios en nuestro país.
    Cada año COMUNICACIÓN EMPRESARIAL publica el especial “Consultoría & Servicios” con dos objetivos: a las empresas acostumbradas a tratar con consultoras o a externalizar servicios queremos ofrecerle nuevas soluciones existentes en el mercado. A las que aún no se han atrevido a dar este paso, especialmente a muchas pymes, mostrarles posibilidades y oportunidades. Contamos, para tal finalidad, con una serie artículos, por parte de especialistas, acerca de las últimas innovaciones en coaching, en dirección de personas y retención del talento, en gestión del conocimiento, etc. y con entrevistas a responsables de diferentes consultorías estratégicas y de dirección, consultorías en recursos humanos y formación y consultorías en Nuevas Tecnologías, entre otros campos, así como empresas cuyas actividades todavía son llevadas a cabo en muchas compañías mediante departamentos propios y que probablemente serían menos costosas si se externalizaran (traducción, renting, gestión documental, etc.).