Síguenos en: Facebook Twitter Linkedin Youtube GPlus

La Razón

Asesoramiento médico y jurídico en el marco de las pensiones

Centro Laboral Médico Jurídico es pionero en la defensa de los derechos de los ciudadanos desde un punto de vista técnico, médico y legal en materia de Seguridad Social en España.

Según el artículo 137 de la Ley General de la Seguridad Social (LGSS), “la Incapacidad Permanente, cualquiera que sea su causa determinante, se clasificará en función del porcentaje de reducción de la capacidad del trabajo del interesado”. “Cualquier patología médica que merme o anule la capacidad de trabajo es susceptible de una Pensión de Invalidez”. Centro Laboral Médico Jurídico, creado en 1978 y ubicado en Barcelona, Madrid y Cartagena, ofrece, para ciudadanos y empresas, defensa integral en todo el proceso a seguir, hasta la resolución o sentencia de la pensión por Incapacidad Permanente, siendo el único centro médico-jurídico de España que ofrece un servicio global técnico médico y jurídico en el mismo centro.

Centro Laboral Médico Jurídico dispone de infraestructura de ámbito nacional para poder tramitar los expedientes de una forma ágil en cualquier punto de España. Quien acude a Centro Laboral Médico Jurídico, ya sea provinente de colectivos, asociaciones, empresas o bien de manera particular, es atendido en primera instancia por un Asesor en gestión de Seguridad Social, que encauzará la problemática planteada, y estudiará las carencias de cotizaciones reglamentarias, situación laboral del paciente, base reguladora de la posible pensión, etc. Acto seguido el paciente es atendido por el equipo médico, que realizará una exploración del paciente, así como la valoración de los informes médicos aportados. En un plazo de 48 horas aproximadamente el Centro dispone del dictamen médico y del estudio técnico-jurídico del asunto planteado, comunicando dicho resultado al paciente. En caso de que el paciente cumpla los requisitos para acceder a una pensión de invalidez, se le aclara el grado de incapacidad que se reclamará y se resolverán todas las dudas que puedan surgir sobre el proceso. Si cumple los requisitos necesarios y decide ser cliente, estará respaldado por profesionales del Centro, durante todo el transcurso del trámite, tanto en la vía administrativa como judicial.
 El servicio médico realizará, según su criterio, informes y citaciones a especialistas para realizar pruebas complementarias necesarias, para documentar su expediente. Por su lado, el servicio jurídico actuará de forma coordinada junto al servicio médico y asistirá al acto de juicio así como a las vías de resolución que podemos adoptar en todo momento.

Gama de servicios
Centro Laboral Médico Jurídico ofrece una amplia gama de servicios, desde servicios para empresas a trámites de invalidez, pasando por revisiones de grado, peritajes y defensa jurídica. En el primer caso, se oferta el Servicio de prevención de I.T.,  sistema con el cual se consigue sanear el absentismo laboral de la empresa rebajándolo a los mínimos reales y dando paralelamente un servicio médico-social al productor que está en situación real de baja médica. También es la forma más ágil para detectar patologías incapacitantes y, así, poder autosanear la plantilla en el ámbito de invalidez.
En este punto es donde el servicio médico-social beneficia al empresario, manteniendo los índices reales y mínimos de absentismo laboral. “Estamos en contacto directo con los servicios de inspección para poder remitir a los pacientes que puedan cursar procesos de I.T. presuntamente fraudulentos. No obstante, podemos decir que las empresas que utilizan estos servicios no han encontrado crispación entre los trabajadores, pues éstos han observado que lo que realmente se les brinda, es un servicio médico que ofrece mejoras en las prestaciones médicas que recibe el trabajador”, afirma Alejandro García, jefe de Expansión del Centro.

Otro servicio para las empresas son los Trámites ILP a los trabajadores de las mismas. Las empresas gastan miles de euros con la I.T. de sus trabajadores en procesos que podrían ser declarados en tres meses como invalidantes. Centro Laboral Médico Jurídico actualmente solventa la problemática expuesta mediando un proceso legal médico técnico y jurídico. García afirma que “Los trámites de invalidez permanente que nos plantean las diferentes empresas los aperturamos ipso facto, previa valoración del caso y sin necesidad de agotar los 18 meses de Incapacidad Temporal (I.T.).” Actualmente, el pase del personal tributario de invalidez permanente a dicha situación se resuelve en un período aproximado de tres a seis meses desde su apertura, ya sea por resolución administrativa, o sentencia judicial.  Una vez planteado el/los caso/s a tratar, éstos pasan un reconocimiento médico en el que se diagnostica si son o no potencialmente tributarios de una invalidez permanente, y en qué grado de incapacidad.
 Otro servicio del Centro es el de los trámites de invalidez. La incapacidad permanente es una prestación económica de la Seguridad Social que, en su modalidad contributiva, trata de cubrir la pérdida de rentas salariales o profesionales que sufre una persona cuando, estando afectada por un proceso patológico o traumático derivado de una enfermedad o accidente, ve reducida o anulada su capacidad laboral de forma presumiblemente definitiva.
 Centro Laboral Médico Jurídico ofrece también revisiones del grado de incapacidad (ver cuadro adjunto). En ocasiones, personas que tienen reconocida una Incapacidad Permanente sufren un agravamiento de las lesiones, produciendo una merma de las aptitudes para el desarrollo de su trabajo superior a la que padecía. Toda resolución por la que se reconozca el derecho a las prestaciones de invalidez permanente, en tanto el incapacitado no haya cumplido la edad de 65 años, podrá promover la revisión de la incapacidad que viene percibiendo, en este caso por agravamiento.

El Centro también desarrolla peritajes, lo cual se podría definir como “fundamentar y plantear mediante un informe médico pericial, la situación real de las patologías y la forma en la que inciden en la merma de la capacidad laboral del paciente”. Los informes periciales son una de las figuras más importantes en un proceso de reclamación de pensión, junto con los informes de los diferentes especialistas que confeccionamos en nuestro centro médico-Jurídico.
 Finalmente, el Centro ofrece servicios de Defensa Jurídica, puesto que, como afirma García, “nuestra sociedad dispone de un cuadro de especialistas en gestión de Seguridad Social y Derecho Administrativo Laboral que fundamentarán legalmente, respaldarán y defenderán cualquier procedimiento en reclamación de pensión de Incapacidad que haya sido desestimado por la entidad gestora, a demás de velar por el buen cauce del expediente incoado ante La Administración y los tribunales”. 

__________________________
Incapacidad permanente parcial para la profesión habitual
Aquella que, sin alcanzar el grado de total, ocasiona al trabajador una disminución no inferior al 33% en su rendimiento normal para dicha profesión, sin impedirle la realización de las tareas fundamentales de la misma.
Incapacidad permanente total para la profesión habitual
La que inhabilita al trabajador para la realización de todas o de las fundamentales tareas de dicha profesión, siempre que pueda dedicarse a otra distinta.
Incapacidad permanente absoluta para todo trabajo
La que inhabilita por completo al trabajador para toda profesión u oficio.
Gran Invalidez
La situación del trabajador afecto de incapacidad permanente y que, por consecuencia de pérdidas anatómicas o funcionales, necesite la asistencia de otra persona para los actos más esenciales de la vida, tales como vestirse, desplazarse, comer o análogos.

___________________________
PREGUNTAS Y RESPUESTAS
¿Cuando nace el derecho a una baja médica (IT.)?
Con carácter general, para el nacimiento del derecho a la prestación económica se requiere que la situación de incapacidad derive de enfermedad o accidente, de forma tal que el trabajador quede imposibilitado para la realización de su trabajo y precise de asistencia sanitaria.
¿Qué se entiende por enfermedad profesional?
La contraída a consecuencia del trabajo ejecutado por cuenta ajena en las actividades que se especifiquen en el cuadro que se apruebe por las disposiciones de aplicación y desarrollo de esta Ley, y que esté provocada por la acción de los elementos o sustancias que en dicho cuadro se indiquen para cada enfermedad profesional.
¿Puedo cobrar la baja médica y una pensión de incapacidad permanente?
La pensión de incapacidad total y el subsidio de incapacidad temporal son compatibles, pues así resulta del artículo 141 de la Ley General de la Seguridad Social de 1994, que declara la compatibilidad de la pensión vitalicia derivada de incapacidad permanente total con el salario que pueda percibir el trabajador en la misma empresa o en otra distinta; de donde resulta, como dice la sentencia de esta Sala de 29 de septiembre de 1995 (recurso 592/95), que si la pensión de invalidez permanente es compatible con el salario, también lo es con el subsidio que le sustituye en caso de incapacidad temporal.
¿Debo estar de baja para iniciar un expediente de incapacidad?
En efecto, la LGSS. establece que la incapacidad permanente deberá derivarse desde la situación de IT. Salvo quienes carezcan de dicha protección.

Centro Laboral Médico Jurídico

Via Augusta, 17-19, 5è, 08006, Barcelona, Barcelona, Catalunya, España

www.clmj.net

934 190 001

902 118 892

Contacta con Centro Laboral Médico Jurídico