Síguenos en: Facebook Twitter Linkedin Youtube GPlus

La Vanguardia

Entrevista a José María Silvestre, Director Ejecutivo de ProCareLight

"El uso de luz láser entraña riesgos que hay que conocer"

El láser es una herramienta extraordinaria, que permite una multitud de aplicaciones: señalar, marcar, depilar, diagnosticar, leer DVD o construir piezas en 3D, así como usos médicos y estéticos. Sin embargo, su uso entraña algunos riesgos y peligros potenciales para los operarios y para los clientes que es necesario conocer y prever.

-¿Cree que somos conscientes de lo que realmente es un láser y de los riesgos que entraña?
La luz láser es una herramienta extraordinaria, que en sus poco más de 50 años de historia ha permitido el desarrollo de un sinfín de aplicaciones industriales así como usos en medicina y estética. Es una luz muy útil, pero su uso entraña algunos riesgos que es preciso conocer antes de usarla.
 
-¿Cuáles son las nociones básicas que todo hijo de vecino debería saber en cuanto a seguridad con los láseres?
Como regla básica nunca debemos mirar directamente a un láser ni a los reflejos que pueda producir sobre los objetos. Y ante la duda de si un láser es o no peligroso, tratarlo siempre como si lo fuera. 
 
-¿Y los láseres que hay en las fábricas? ¿En qué se diferencian de los que podemos encontrar por Internet?
En el uso industrial a menudo son invisibles, pero ello no significa que no puedan producir efectos adversos si nos exponemos a ellos, más aún cuando pertenecen a las clases 3B o 4, que son peligrosas. En muchas aplicaciones industriales, el láser suministra una cantidad de energía tal que es capaz de modificar los materiales, soldarlos u otras operaciones. ¡Cuanto más no será capaz de modificar los tejidos de la piel o de los ojos si se expusieran accidentalmente al haz de luz del láser!
 
-¿Todo esto también vale para los láseres que se usan en los hospitales o en los salones de belleza?
Un caso especial es el de los láseres que se usan en aplicaciones médicas o dermoestéticas en que se usa el láser directamente sobre los tejidos vivos del cuerpo humano bajo el control de un profesional. Pero cuando consideramos los riesgos tenemos que pensar tanto en el paciente como en el profesional que manipula el láser.
 
-¿Qué tenemos que hacer para estar seguros?
No hay una receta mágica porque hay muchos tipos de láseres, de aplicaciones y casos distintos en cada lugar de trabajo. Por ello existe una directiva europea que ha sido incorporada a la legislación de todos los estados miembros que obliga a las empresas a evaluar los riesgos del trabajo con láseres. Por tanto no basta con que las máquinas o los aparatos que se van a usar en el trabajo tengan el marcado CE, requisito indispensable, sino que además es necesario identificar las posibles situaciones de riesgo y proporcionar a los trabajadores información, formación y protecciones si fuesen necesarias. Una vez identificados los riesgos y aplicadas las protecciones necesarias, el trabajo con láseres puede ser tan seguro como con cualquier otra herramienta. Ese es nuestro objetivo en ProCareLight.
Procarelight

Av. Carl Friedrich Gauss, 3 - Mediterranean Technology Park, 08860, Castelldefels, Barcelona, Catalunya, España

www.procarelight.com

935 542 231

Contacta con Procarelight