Síguenos en: Facebook Twitter Linkedin Youtube GPlus

La Vanguardia

Conservación de células madre del cordón umbilical: un servicio preventivo al alcance de todos

El almacenamiento por congelación durante un período indefinido permite a los usuarios la posible cura de enfermedades en el futuro

Cada vez es mayor el conocimiento que se tiene sobre las posibilidades terapéuticas de las células madre. Conscientes de ello, muchos padres deciden ya conservar las células madre de la sangre del cordón umbilical al nacer su hijo. Estas células pueden ser la solución a una enfermedad futura del niño o bien de algún familiar, gracias a la mayor compatibilidad que existe por consanguinidad.

La extracción de las células madre sólo se puede llevar a cabo en el momento del parto y no supone ningún tipo de conflicto ético porque históricamente el cordón umbilical no ha tenido ningún uso y se ha desechado. Sevibe Cells es una empresa que nació a finales del 2007 para acercar este servicio a los padres españoles. Gracias a un acuerdo con uno de los laboratorios europeos más importantes, la criopreservación de las células madre está garantizada con los máximos protocolos de seguridad. En Sevibe son conscientes de la importancia de un servicio de calidad para asegurar la óptima conservación de las células madre, ya que en buena medida de ello depende que en un futuro se pudiera tratar una enfermedad e incluso salvar una vida.

Las células madre son aquellas células que se caracterizan por su nivel incipiente de desarrollo, lo que las dota de unas propiedades extraordinarias para la generación de nuevas células capaces de utilizarse en diferentes aplicaciones terapéuticas. Eloi Palà, consejero delegado de Sevibe Cells, define las células madre “como el origen de nuestro organismo” y que se caracterizan por “una gran capacidad de autorenovarse, siendo capaces de generar diferentes tejidos del cuerpo humano pudiendo ser la solución a diversas enfermedades”.

¿Qué pueden curar las células madre?
En la actualidad se conocen unas 70 enfermedades tratables con trasplantes de células madre de la sangre del cordón umbilical, como pueden ser la anemia de Fanconi, el linfoma no-Hodgkin, la leucemia mieloide o el neuroblastoma. Pero aparte de las aplicaciones actuales, las células madre tienen un gran potencial, siendo una de las materias y líneas de investigación principales de este siglo para el tratamiento de enfermedades hasta ahora incurables. La conservación de las células madre no es sólo una medida preventiva para tratar enfermedades en las cuales se han obtenido ya resultados, sino que en los 20 años que dura la conservación de las mismas se pueden producir muchos avances y, con total seguridad, su conservación permitirá a muchas familias tratar otras enfermedades. Por ejemplo, la investigación se orienta a descubrir la utilidad potencial de las células madre para tratar enfermedades como el Alzheimer, el Parkinson, la diabetes, las enfermedades coronarias y hepáticas o la distrofia muscular. Investigaciones publicadas en revistas científicas de prestigio han reconocido ese potencial, pudiéndose llegar a regenerar corazones infartados, tejido hepático, tejido nervioso y vasos sanguíneos.

Propiedades
Las células madre de la sangre del cordón umbilical han sido un descubrimiento reciente de la biomedicina. Tienen propiedades que las sitúan entre las células madre embrionarias y las células madre adultas, sin que el uso de las mismas suponga ningún conflicto ético, como sí lo han generado las embrionarias. Presentan capacidades de autorrenovación y diferenciación superiores al resto de células madre adultas, abriendo las puertas a la reparación de diferentes tipos de tejidos y células. Además, las células madre obtenidas del cordón umbilical tienen más beneficios que las de la médula ósea o de la sangre periférica, debido a que son inmunológicamente inmaduras. Esto hace que se requiera una menor compatibilidad al ser trasplantadas, resultando tratamientos con mayores porcentajes de éxito. Estas células pueden ser utilizadas por el propio donante en el futuro, es decir, por el propio recién nacido en el caso de alguna enfermedad (trasplante autólogo). O pueden ser utilizadas para tratar a algún familiar enfermo (trasplante heterólogo). A menudo se dan casos de trasplantes entre hermanos (mayores han recibido trasplante de las células madre de sus hermanos recién nacidos) debido a que el porcentaje de éxito a 12 meses de un trasplante se sitúa en un 63% si el donante es un hermano compatible frente a sólo el 29% si el donante es una persona no emparentada. 

___________________________________________
La necesidad de un buen servicio

El servicio de criopreservación de las células madre del cordón umbilical está muy extendido en otros países. Sin embargo, en España no ha sido hasta los últimos años cuando los padres han empezado a demandar esta técnica, que tomó gran difusión después de que los Príncipes de Asturias decidieran preservar las células madre de sus hijas, las infantas Leonor y Sofía.

Sevibe Cells nace con vocación de calidad y servicio para proporcionar a los padres de nuestro país el acceso a este servicio, a través de un acuerdo con uno de los más importante laboratorios europeos, PBKM S.A. con sede en Varsovia y en el que más de 10.000 familias ya han confiado desde el año 2002. El laboratorio es el único banco de células madre que opera en España acreditado por la “American Association of Blood Banks”, por lo que la conservación de las células madre se realiza con los protocolos más exigentes del mundo. De esta forma, se garantiza la disponibilidad de esas células madre para uso intrafamiliar en los Estados Unidos y por extensión a cualquier país del mundo, al haberse procedido con todas las obligaciones impuestas por el estricto Departamento de Salud (FDA) de dicho país, en el servicio de recogida, transporte, procesamiento, análisis y criopreservación.
Sevibe Cells pone a disposición de los padres un asistente sanitario, quien se pondrá en contacto con el ginecólogo y/o comadrona para asesorarle en todo lo concerniente al procedimiento durante el parto. También se les proporciona a los padres un kit diseñado especialmente para proteger al máximo la muestra durante el transporte. Este kit asegura la conservación de las células madre a la temperatura óptima en uno de los momentos más críticos del proceso, como es el transporte al laboratorio. Un sensor en el kit permite una trazabilidad absoluta de las variaciones de temperatura de la muestra. Con el fin de asegurar la máxima preservación de la misma, Sevibe dispone de vuelos diarios al laboratorio, asegurando que en menos de 48 horas la muestra esté en su lugar de destino. Una vez allí, el laboratorio lleva a cabo la preparación, análisis, validación y congelación a -196 grados. Las células mantendrán todas las propiedades metabólicas durante los 20 años que dura el almacenamiento, periodo ampliable a medida que la ciencia vaya demostrando su viabilidad. El servicio de Sevibe no se basa en una relación puntual dirigida a la extracción y criopreservación de las células madre del donante, sino que se establece una relación permanente con sus clientes durante el periodo de conservación, en el que se les va informando del estado de sus células madre y de los avances de la biomedicina que, sin duda, serán importantísimos.

Sevibe Cells

www.sevibe.es

902 789 879

Contacta con Sevibe Cells