Síguenos en: Facebook Twitter Linkedin Youtube GPlus

La Vanguardia

Entrevista a Josep Clusella, socio fundador de Lex Grup Advocats

“Cada vez hay más trabas legislativas para que el accidentado tenga acceso a una justa indemnización”

En 1999, tras más de quince años de experiencia en el ámbito de la responsabilidad civil, Josep Clusella funda Lex Grup Advocats, con un despacho en Vic encargado de la gestión más administrativa y otro en Barcelona, donde está la base jurídica formada por cuatro abogados. Dentro de la responsabilidad civil su especialidad es la reclamación de indemnizaciones por particulares que han sufrido algún tipo de lesiones, aunque también dan cobertura a temas de asesoramiento legal sobre clausulas abusivas de aseguradoras, negligencias médicas, tramitación de incapacidades, derecho de familia y problemas arrendatarios.

-¿Cuál diría que es su valor añadido con respecto a otros despachos?
En nuestra especialización, la responsabilidad civil, hay muchos abogados que se atreven a llevar este tipo de casos porque piensan que no es necesario ser muy conocedor de la materia, sobre todo en el tema de reclamación de las lesiones por accidentes, pero no es tan fácil, y el perjudicado a veces no obtiene la justa indemnización. En este sentido, nuestro valor añadido es, por un lado,  la experiencia de cerca de 20 años que nos ha aportado los conocimientos específicos del sector y por otro, el trato cercano y personalizado que ofrecemos a diferencia de otras grandes corporaciones jurídicas.
 
-Como especialistas en indemnizaciones por accidentes, ¿cree que las compañías aseguradoras  se aprovechan del desconocimiento de los ciudadanos para ofrecer la indemnización mínima?
Depende de las compañías. Pero no hay que olvidar que las aseguradoras son empresas, y como tales intentar obtener los máximos beneficios. Muchas veces, los perjudicados confían en las aseguradoras y desisten de poner un pleito porque no quieren combatir, asumen los convenios entre compañías y deciden no buscar el asesoramiento de un abogado. La cualificación, el ratio de eficiencia de las aseguradoras se basa en cerrar rápido los expedientes y por eso agilizan los procesos, aunque a veces la rapidez no es la mejor consejera para cerrar un buen acuerdo. El modo de funcionar de los abogados que  llevamos temas de este tipo es no cobrar la consulta, ya que estamos orientados a resultados, y cobramos una parte de la indemnización sólo cuando se haya ganado la demanda.
 
-Los casos de negligencias médicas son especialmente complejos, ¿Cómo los llevan a cabo desde su bufete?
La complejidad de las negligencias médicas requiere un estudio minucioso y con especial dedicación. Antes de iniciar el proceso judicial es imprescindible contrastar diagnósticos y comparar el caso con la jurisprudencia médica y legal vigente. En este tipo de casos la dificultad también viene dada por que se está luchando contra un gremio y dentro de éste da la sensación de que se cubren unos a otros, pero si se ha cometido alguna negligencia siempre hay un rastro y siempre puede haber un contrainforme médico que así lo demuestre. Al final se tratará de que un médico tenga que litigar con otro médico.
 
-En cuánto a los problemas arrendatarios, ¿cuáles son los casos que se encuentran más  frecuentemente?
Los casos más frecuentes tienen que ver con la dificultad de pago, asociada, sobre todo en los últimos años, a situaciones humanitarias muy complicadas. En este sentido destacaría que ha habido un giro en la sensibilidad judicial. Hace cinco años cuando estos temas entraban en el juzgado se efectuaba el lanzamiento sin miramientos, pero ahora la lucha social ha conseguido un cambio importante a nivel judicial, no sólo en este sino en otros aspectos, como las cláusulas bancarias abusivas. Hoy en día, en algunos casos arrendatarios especialmente duros como pueda ser el de una familia con varios hijos y los padres en paro se conceden las máximas moratorias posibles.
 
-¿Cuáles son los planes de futuro de Lex Grup Advocats para este 2014?
El futuro en temas de responsabilidad civil y accidentes de circulación no es muy alentador, porque cada vez hay más trabas legislativas para que el perjudicado tenga acceso a una justa indemnización. Primero están las tasas judiciales, las cuales, al tener que pagarse por anticipado, hacen que la gente se lo piense dos veces antes de reclamar una indemnización; también hay dificultad de acceso en el recurso de apelación y por último está la reforma del Código Penal  que puede llevar a despenalizar las faltas. Así, por ejemplo en un siniestro causado por un vehículo a motor con resultado de lesionado leve que reclame una determinada cantidad de dinero, el perjudicado tendrá que pagar los costes del informe pericial médico más las tasas antes de empezar a litigar en la vía judicial; gastos que hasta la fecha no debían consignarse al valorarse las lesiones del perjudicado por el médico forense adscrito al juzgado de instrucción de forma gratuita así como al no serle de aplicación tasa judicial alguna. En definitiva, estas trabas, estos "peajes" que deben abonar los perjudicados pueden llevarles en muchos casos a desistir. Por otro lado, la parte positiva para nosotros es que, como será más difícil llevar estos temas, los que estemos más especializados saldremos beneficiados. Hasta ahora este tipo de casos los podía llevar prácticamente cualquier abogado aunque no estuviera especializado pero ahora,  si se ha de ir a un juicio civil, el letrado ha de conocer  muy bien todos los pasos procesales, como es nuestro caso.
Lex Grup Advocats

C. París, 176, 3r, 1a, 08036, Barcelona, Barcelona, Catalunya, España

www.lexgrup.com

932 040 116

Contacta con Lex Grup Advocats