Síguenos en: Facebook Twitter Linkedin Youtube GPlus

El Periódico de Catalunya

Entrevista a Dra. Marta Elorduy, Vicedecana de la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud de la Universitat Internacional de Catalunya (UIC)

"Transmitimos a nuestros estudiantes la preocupación por el paciente, un sano espíritu crítico y la necesidad de aprender siempre"

La Facultad de Medicina de la UIC, ubicada en las instalaciones del Hospital General de Catalunya, en Sant Cugat del Vallés, está ya en su cuarto curso. Se trata de una Facultad joven, integrada de pleno en el Espacio Europeo de Educación Superior y con menos de 100 estudiantes por curso.
Hacia qué perfil de profesional sanitario nos dirigimos? ¿Qué demanda la sociedad?
Vamos hacia un profesional de la salud con una gran capacitación técnica, eficiente en la gestión de los recursos -que utilice de forma racional los medios diagnósticos y terapéuticos-  y que se ponga en la piel del paciente en cada decisión que tome. Eso requiere un alto grado de humanidad, combinando la cabeza y el corazón.

    -Aún así, los avances tecnológicos y científicos en muchas especialidades pueden hacer que el profesional pierda ese prisma “humano” que usted citaba.
Aunque es cierto que la globalización y la tecnificación pueden tener aspectos negativos -como una cierta deshumanización o distanciamiento del profesional-, nosotros nos quedamos con los positivos: el uso de las nuevas tecnologías y la movilidad, puestas al servicio del paciente –sujeto nuclear de la medicina- deben enriquecer mucho la formación humanística de nuestros alumnos. Por eso el leitmotiv de nuestra facultad es que “la medicina debe estar centrada en el paciente”.

    -¿Cuáles son las prioridades en el plan de estudios de la carrera de Medicina que imparten en la UIC?
Durante todo el plan de estudios buscamos que nuestros alumnos tengan una buena fundamentación en ciencias básicas y adquieran de forma progresiva capacidades instrumentales y transversales, colaborando, en algunos casos, con estudiantes de otras titulaciones como Enfermería. Hemos incorporado asignaturas innovadoras que ayudan, por ejemplo, a la racionalización del uso de pruebas diagnósticas o terapéuticas. Estos fundamentos les serán de gran utilidad tanto si se dedican a una especialidad hipertecnificada como si apuestan por la medicina de familia. Un segundo aspecto es que damos una especial importancia a ámbitos como el abordaje del envejecimiento, la atención a la salud mental y los compromisos éticos del médico con la sociedad y el ser humano. Además, queremos transmitir a nuestros alumnos empatía con el paciente, que se pongan en su piel; que tengan espíritu crítico con ellos mismos y con su entorno, y que sean capaces de seguir aprendiendo y formándose durante toda su carrera profesional.

    -¿Qué hace diferente a la Facultad de Medicina de la UIC de otras?
Nos interesa más la calidad que la cantidad. Aunque tenemos centenares de demandas de plazas, los grupos son reducidos, de alrededor de 90 alumnos por curso. Con ese volumen podemos transmitir conceptos como la transversalidad, la integración de las materias y hacer una docencia en grupos más reducidos en función de la metodología docente aplicada. En definitiva, nos distingue una formación integral capaz de hacer que, en el futuro, nuestros alumnos sean buenos profesionales, porque disponen de los medios para serlo ya ahora. Además, nuestros alumnos se inician muy temprano en la práctica clínica y en el contacto con el mundo laboral. Nos parece también muy importantes la figura del mentor o asesoramiento personal del que disponen, así como la internacionalidad: parte de docencia es en inglés, tenemos alumnos y profesores extranjeros y tienen la posibilidad de hacer prácticas fuera.

    -¿Cómo es la metodología y el cuadro docente?
Formamos con metodologías activas, apoyadas en el método de caso, aprendizaje basado en problemas, laboratorios de habilidades y simulación clínica, etc. En cuanto al profesorado, contamos un alto índice de profesores clínicos y disponemos de una Unidad de Educación Médica propia que les ayuda a que su docencia sea práctica y activa.

    -Ha citado el contacto con el mundo laboral y la profesionalidad. ¿A qué se refería?
Según el estudio de este año de la Agència per a la Qualitat del Sistema Universitari de Catalunya, la UIC tuvo el mayor índice de empleabilidad de sus licenciados. Eso nos impulsa a buscar que nuestros médicos también den el servicio que la sociedad necesita. Contamos con acuerdos de prácticas con más de cien centros asistenciales nacionales e internacionales, siendo los más estrechos con Fundación Althaia de Manresa, la Fundació Hospital Asil de Granollers, el Hospital General de Catalunya y el Hospital Quirón de Barcelona.

________________________________
El Campus  de la UIC en Sant Cugat
La Universitat Internacional de Catalunya cuenta en Sant Cugat del Vallès con dos Facultades, la de Odontología y la de Medicina y Ciencias de la Salud, que se compone de las titulaciones de Medicina, Fisioterapia y Enfermería. La titulación de Enfermería celebra su 15 aniversario el próximo año y ha proclamado el “Año de la Enfermería en la UIC”. Para ello, ha organizado múltiples actividades académicas, de investigación y sociales con el deseo de generar un entorno de reflexión sobre la profesión de la enfermería  y el sentido del cuidado.
    Esta convivencia entre estudiantes de diversas ramas de la salud es muy enriquecedora. Con ello, se fomenta la convivencia y el trabajo multidisciplinar, efectuando actividades formativas en las que participan colaborativamente estudiantes de los diversos ámbitos.
Universitat Internacional de Catalunya

Facultat de Ciències Jurídiques i Polítiques - C. Immaculada, 22, 08017, Barcelona, Barcelona, Catalunya, España

www.uic.es/mae

932 541 821

932 541 850

Contacta con Universitat Internacional de Catalunya