Síguenos en: Facebook Twitter Linkedin Youtube GPlus

Monográficos Externos

Comunicación Empresarial

"Las casas han de ser espacios prácticos, funcionales y habitables"

Entrevista a Rocío Piñar, de Rocío Piñar Interiorismo

Con una experiencia de diez años en interiorismo, a Rocío Piñar le encanta estar presente en las obras a la hora de acometer la reforma de una vivienda o negocio. Su objetivo es lograr la completa satisfacción del cliente a través de un criterio profesional.

-¿Cómo llegó al mundo del interiorismo y la decoración?

Muy pronto me di cuenta que me gustaba mucho el diseño. Hice la carrera de Arquitectura de Interiores en la Universidad Politécnica, a continuación comencé a trabajar con profesores y después me establecí por mi cuenta. Hoy hago reforma, principalmente de vivienda tradicional, aunque también tengo experiencia en vivienda unifamiliar y reforma de negocios como restaurantes. 

-¿Qué tipo de perfil tienen sus clientes?

Desde particulares que quieren reformar solo la cocina y el baño, a quienes buscan reformar la casa entera o un negocio. Al ser constructora puedo hacer frente a reformas integrales y tengo la suerte de contar un equipo de profesionales de completa confianza para acometer todos los aspectos de las obras. 

-¿Qué importancia tiene su presencia en la obra?

Es fundamental, ya que mi misión es quitar preocupaciones y quebraderos de cabeza al cliente. ¡Además, aunque a otras personas les estresen las obras a mí me encanta estar en ellas! Pero para dar a un cliente su casa o negocio con toda la reforma ya terminada, llave en mano, es importante que delegue y confíe en mí. Yo le aseguro que voy a velar por sus intereses, teniendo en cuenta sus gustos, pero es importante la visión global que como profesional puedo aportarle. 

-¿Qué buscan los clientes cuando acometen una reforma?

Ante todo que su casa o lugar de trabajo sea práctico, funcional y habitable. A la persona le tiene que apetecer estar allí. 

-¿Algún proyecto al que guarde un especial cariño?

Hice la reforma integral de un chalet de La Moraleja cuyos propietarios vivían en EE.UU. Las reuniones se celebraban vía Skype y fue todo un reto acometer una obra de tal envergadura, en el que me tuve que apoyar en un aparejador para levantar estructuras y se instalaron ascensores. En todas las obras aprendes muchísimo. 

Contacta con Rocío Piñar Interiorismo

Validation Code: